domingo, 4 de abril de 2010

León Esteban Febres-Cordero Ribadeneyra


"Vamos a ganar esta batalla. Vamos a demostrarle al mundo de cuánto es capaz este pueblo que vive aquí en el centro del universo. Vamos a lograrlo porque con Dios y con vosotros sí se puede". (Mensaje de toma de posesión, 10 de agosto de 1984).


León Esteban Febres-Cordero Ribadeneyra, nace en Guayaquil el 9 de marzo de 1931 y muere el 15 de diciembre del 2008,a los 77 años de edad, víctima de dos enfermedades en los pulmones: el enfisema y el cáncer. Fue el sexto de siete hermanos de una familia pudiente del país. Cuando era niño soñaba con ser policía o piloto de guerra, realizo sus estudios en el Colegio Cristóbal Colon. Posteriormente realizo estudios de ingeniero mecánico en Kena Univestity de Nueva Jersey, del cual se graduó con honores, también realizovarios cursos en Charlotte Hall, Maryland Charlotte Hall Military Academy en Maryland, Mercersburg Academy en Pennsylvania, y varios más.

A lo largo de su vida desempeñó cargos en importantes empresas de la nación como ejecutivo en: Cervecería Nacional, Empresa Eléctrica de Guayaquil, Industrial Molinera, Sociedad Anónima San Luis, Sociedad Anónima San Alfonso, Cartonería Ecuatoriana, Papelería Nacional y Textil Interamericana de Tejidos. En la actividad gremial incursionó al frente de la Cámara de Industriales de Guayaquil y de la Federación Nacional de Cámaras de Industrias. Teniendo una formación política, técnica y administrativa, formada por norteamericanos, estaba acostumbrado a ser muy trabajador entrando así a trabajar a las siete de la mañana y saliendo a las diez u once de la noche, Durante su etapa de trabajo en la Empresa Eléctrica se dedicó tiempo para formar su primera compañía Santos & Febres Cordero, que se dedicaba a proveer servicios eléctricos, era la primera compañía del país, y realizaban las instalaciones eléctricas del primer puerto de Guayaquil, siendo siempre responsable sin dejar de atender sus funciones en la Eléctrica.


En el año 1973, mientras trabajaba para las empresas de magnate del banano, el multimillonario Luis Noboa Naranjo,Febres-Cordero combate la dictadura de gobierno de Guillermo Rodríguez Lara, habiendo ganado un juicio al régimen por un impuesto de importación de trigo que le quiso cobrar la administración, y aún teniendo el fallo del tribunal de última instancia a su favor, en las aduanas no habían dado de bajas los títulos de crédito que emitió la dictadura contra las empresas del Grupo Noboa, el General Gonzáles Albear jefe militar de la plaza, se valió de esos títulos de crédito, y le planteo un juicio a través de los tribunales especiales de la dictadura, enviándolo a prisión por supuesta evasión de impuestos.

Fue un influyente y controvertido líder político socialcristiano; dirigente del Partido Social Cristiano; Presidente del Ecuador entre los años 1984 y 1988; Diputado Constituyente por las Industrias del Guayas (1966- 1968), Diputado nacional por Partido social Cristiano (1979-1983 y 2002-2004), Legislador (1970-1984, 2002-2004); miembro de una Asamblea Constituyente (1966 y 1967); Senador (1968 - 1970); Alcalde de Guayaquil en dos períodos, el primero de 1992 a 1996, año en que es reelecto ocupando el cargo hasta el año 2000.

Período Presidencial

10 de agosto de 1984 a 10 de agosto de 1988

Partido: Partido Social Cristiano

 
Primera Dama: María Eugenia Cordovez

Vicepresidente: Blasco Peñaherrera Padilla: 10 de agosto de 1984 a 10 de agosto de 1988



Características del entorno
Desde un principio Febres-Cordero lucho contra una amplia coalición de partidos que se oponían a sus políticas en el llamado "Bloque Progresista" del Congreso. Durante la década del sesenta y setenta toda América latina seguía el modelo económico inspirado en la Comisión Económica para América Latina y el Caribe que privilegiaba el rol del estado y la sustitución de importaciones, el sistema promovía la producción interna con fuertes barreras arancelarias, León Febres-Cordero se oponía absolutamente a este modelo y para combatirlo entro a la política.

En esta época el modelo agro exportador había entrado en crisis y el estado decido impulsar el desarrollo a las industrias, asumiendo otro papel en el emergente sector, se implementaron cambios de políticas de aranceles, estímulos a la inversión extranjera, subsidios y desgravamen para la industria, el centralismo asfixiaba a los industriales en Guayaquil.

En el 20 de enero de 1984,se realizaron las elecciones presidenciales en las que se candidatizaron 17 binomios presidenciales. El Partido Social Cristiano estructuró la alianza conservadora Frente de Reconstrucción Nacional y lanzo a la candidatura a León Febres Cordero junto a Blasco Peñarrera. En la segunda vuelta, del 6 de mayo de 1984, la derecha temerosa por la plataforma nítida izquierdista, triunfal en la primera vuelta obliga a la centro derecha y de la derecha oligárquica a concentrarse en el postulante del Frente de Reconstrucción Nacional, coalición capitaneada por el PSC, Febres Cordero gana las elecciones con el 51,54% de los votos, por tres puntos de diferencia, frente al binomio de Rodrigo Borja y Aquiles Rigail que obtuvieron el 48,46%.

Principales acciones de gobierno

Realizo un sinnúmero de obras urbanas como los hospitales del IESS en Tena y el Civil de Ibarra. También realizo cambios en la educación, agricultura, ganadería, comercio, salud e industrias. Construyo el estadio de Barcelona en Guayaquil y el de Portoviejo en Manabí. También se crearon varios centros y subcentros para el Ministerio de Salud Pública en las distintas provincias, impulso el proyecto Megrame, que consistían en proporcionar medicina gratuita a niños menores de cinco años. Impulso al desarrollo vial construyendo varias carreteras como la de Ibarra Lita. San Lorenzo y las carreteras del Litoral, Sierra, región Amazónica e Insular.


 
Durante su gobierno surgió un grupo subversivo armado llamado “Alfaro Vive Carajo”, en el que realizaban secuestros a personalidades importantes como Nahim Isaias, quien murió en sus manos en 1985. La lucha contra el terrorismo se convirtió en su principal objetivo, Febres-Cordero lucho con todas sus armas, por lo que se lo acusa de haber instaurado un régimen del terror en el que se violaron los derechos humanos por cometer torturas, desaparecer y matar a inocentes, entre ellos varios menores de edad.
 

En su gobierno tomo medidas neoliberales que ayudaron a que el PIB del país aumente y se produzca un superávit. Sin embargo en el año 1986 el precio del petróleo cayó de $27 a 8 dólares y no obstante se produjo una interrupción en las exportaciones del petróleo debido a un terremoto. Debido a esto, se produjo un incremento en el gasto púbico y endeudamiento estatal que dio por ejemplo el subsidio a los precios de los combustibles.



Estrategia de comunicación política

El eslogan de su campaña fue “Pan, techo y empleo” dentro de un ambiente de paz, orden y trabajo, de esta frase es recordado el debate televisivo entre él y Rodrigo Borja, candidato opositor por la Izquierda Democrática, en el que Febres-Cordero dijo imponentemente a su rival “Cuando le hable, míreme a los ojos, señor Borja”. Febres-Cordero se caracteriza por haber sido un líder que se impuso en el ambiente político. En sus discursos y en su proceder era muy firme y de carácter imponente, manteniendo y defendiendo siempre sus ideas, se valía de un tono de voz fuerte y decidida que lograba movilizar a las masas. Se caracterizo siempre por su lucha constante de sacar adelante a Guayaquil y a los guayaquileños. Físicamente era un hombre elegante que siempre vestía una guayabera blanca, pantalones de tela y bigote. Varios historiadores lo describen como un hombre directo y claro, que transmitía su gran tesón y voluntad de hacer las cosas, sin duda un hombre capaz de influir a la gente, pero su reconocían también que su defecto era ser arbitrario y vengativo por lo que incluso fue considerado por las organizaciones de derechos humanos como el Mandatario más represivo de la historia del país.


Los seis primeros meses de su período presidencial se caracterizaron por la violencia y el enfrentamiento con el Parlamento, por protestas estudiantiles que se dieron lugar en las calles motivadas por las dirigencias izquierdistas que rechazaban el alto costo de la vida y por la mano dura usada para reprimirlas. Coherente con las medidas de ajuste no elevó los sueldos y salarios sino en una proporción algo superior a la inflación. Gobernó con decretos económicos urgentes, en total 26, para gestionar así el gasto público, convirtiendo de este modo la excepción en regla de gobierno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada